Mención Honorífica: Grandes álbumes que tal vez no escuchaste en 2014 – FILTER México
x
Pulse Intro para buscar o Esc para cerrar
Logotipo de Filter México
Logotipo de Filter México

Los conteos de lo mejor del año siempre serán un mar de frustraciones porque no se puede tener contento a todo el mundo. Eso es algo que se repite año con año y, en esta era en la que el Internet se ha convertido en una herramienta fundamental para escuchar música nueva, estos listados han adquirido una mayor importancia, aún cuando las personas no estén tan interesadas en leer lo que se dice sobre los discos (seamos honestos).

Pero una cosa si es cierta, si bien los textos no son tan importantes, el poder escuchar un álbum que tenga la capacidad de impresionarnos o decepcionarnos provoca una sensación que no se compara con otra cosa. Incluso, sabemos que es imposible escuchar todo lo que se hace día con día durante todo un año, así que después de haberles presentado nuestra lista con los mejores discos de 2014, nos tomamos un pequeño tiempo para recapitular algunas producciones que probablemente no escucharon en los últimos 12 meses, pero que definitivamente merecen ser escuchadas por sus altos niveles de calidad.

No se dejen llevar por la apatía del ‘no conozco’, simplemente dense la oportunidad y enamórense de estos álbumes que se merecen un lugar especial dentro de su colección musical del año.

*Se pueden desplazar por el listado en la flecha que ven en la parte superior.

Scott Walker & Sunn O))) – Soused (4AD)

ed43c3a1
La manera en la que graba Scott Walker sus álbumes es bastante especial. Si escuchan un golpe, navajas o sonidos de objetos que pudieran ser emitidos con una caja de ritmos, en realidad son provocados por armas físicas con las que este legendario compositor suele crear un abrumador universo, tal y como se puede ver en el documental 30th Century Man. Eso, combinado con los poderosos drones de Sunn O))), naturalmente tuvo que dar como resultado un monstruo de poder que bien pudiera proyectar la imagen de dos cerdos gigantes devorándose a una ciudad entera.

En Soused no hay piedad alguna y si le sumamos que 4AD fueron los encargados de lanzar esta brutal colaboración, no nos queda de otra más que pensar maravillas acerca de ella. Eso no sólo lo decimos por los tres nombres que se ven involucrados en el proyecto, sino por la magnitud de este ensamble que bien pudo haber sido algo catastrófico. En lugar de ello, la única catástrofe que es plasmada en Soused es la de una humanidad que se ve estigmatizada fácilmente cuando se encuentra con un disco tan retador como este, el cual no necesita ser entendido de ningún modo; simplemente es una producción enfocada a provocar un sentimiento, aún cuando se alimente de puro odio.

The Bug – Angels & Devils (Ninja Tune)

d1adb57a
Después de escuchar los 12 tracks que tiene este álbum quedarás extasiado de tanto golpe; te llevarán del cielo y al infierno y de regreso. De forma inmediata se activan los químicos que tenemos en el cerebro, sin necesidad de consumir una ayuda extra. Kevin Martin se esperó seis largos años para lanzar esta joya musical.

El productor inglés unió fuerzas con muchos artistas que van desde Death Grips, Gonjasufi, Liz Harris (también conocida por su proyecto Grouper), Miss Red, Warrior Queen y el más sobresaliente de todos: Flowdan. Es un hip hop experimental que cruza fronteras musicales sin llegar a perderse. Puedes escucharlo de principio a fin, al revés e incluso por separado. Considérelo una continuación o mejoría de su antigua producción London Zoo, pero ambos álbumes son frescos. Sólo esperemos que no pasen otros seis años para que Martin nos siga sorprendiendo.

White Hex – Gold Nights (Felte)

a4268936730_10
Cuando lanzaron Heat con Avant! Records tenía sentido que el dúo australiano se autodenominara como ‘tropical goth’, pero con la interesante mutación por la que pasaron en Gold Nights, la existencia de White Hex se hizo vital para lo que está ocurriendo en el circuito independiente de Melbourne, mismo que fue documentado por el mismo Jimi Kritzler en el libro Noise In My Head.

Los linajes de sintetizador que aparecen en Gold Nights le aportan un singular brillo a la elegancia del dúo, aunque eso no significa que la estética goth que nos presentaron en su álbum debut desapareció por completo. Al contrario, la voz de Tara Green se fortaleció y en esta producción expone su lado más siniestro y envolvente que, sin caer en los estigmas del denominado coldwave, logra crear un interesante equilibrio entre el presente y el pasado de White Hex. Además de la parte vocal, uno de los elementos más importantes de esta producción es la guitarra, instrumento que en actualmente ha ido pasando a segundo plano por el uso de máquinas y synths que en este material se quedan en la parte trasera de las canciones.

Que la guitarra domine el universo de White Hex no es ninguna sorpresa si vemos la notable influencia que tienen de Rowland S. Howard y la vieja escuela del post-punk, así que al fundirse ese elemento con el italo disco clásico nos entregaron uno de los álbumes más infravalorados del año. Si no lo han escuchado, no pierdan más su tiempo:

Croatian Amor – Genitalia Garden (Posh Isolation)

BfMpk_MCUAEJVGZ

Hay una joya empolvada que lanzó en la primeras semanas de enero. Lo único que necesitas del álbum de Croatian Amor es dejarte llevar por los sonidos, como si estuvieras contemplando una obra de arte contemporánea. Incluso, desde el arte de su portadas te invita a que tus oídos experimenten nuevos límites.

Loke Rahbek no está interesado en llegar a los top rankings musicales. Una de las razones por las que este se encuentra en nuestras menciones honoríficas, él creó un álbum para que pocas personas lo valoraran y entendieran de qué va. No hay una línea que describa a la perfección su estilo sonoro pues cada álbum que hace es diferente a los demás. Sin embargo, Genitalia Garden nos explica más sobe su cruda personalidad. No por nada ha colaborado con Lust For Youth, quienes desean que la música te llegue hasta lo más profundo de tu ser, explicando cada uno su sentir ante aquellos ondas sonoras.

Fatima – Yellow Memories (Eglo Records)

a0990878009_10

La primera dama de Eglo Records sonoriza el color amarillo en acogedores tracks. Físicamente porta el folclor latino con enormes aretes, labios rojizos y peinados a la Selena, a pesar de haber nacido en Estocolmo. Esta holmiense combinó a la perfección el soul con el R&B en su primer álbum de larga duración: Yellow Memories. Permite que Fatima seduzca tu oídos y te dé un viaje a los mejores recuerdos familiares de su niñez. Productores como Flako, Floating Points y Scoop De Ville le metieron mano al álbum. Lo perfeccionaron. Hicieron de tracks como “La Neta”, “Family” y “Gave Me My Name” los highlights de todo el álbum. La calidad de esta artista la podremos ver en la próxima presentación en el Festival NRMAL.

Dean Blunt – Black Metal (Rough Trade)

deanblunt2-1_1415211032

Desde que Dean Blunt estuvo trabajando con Inga Copeland con el alías de Hype Williams, era muy complicado tratar de descifrar su pensamiento, ya que el tipo nunca se ha limitado a la hora de componer álbumes con todos los proyectos que se ha planteado. Este año decidió separarse de una buena vez por todas de Copeland (quien también lanzó un álbum bastante bueno este año) para lanzar el álbum más íntimo y personal que ha compuesto hasta el momento, el cual incluso hace que durante sus presentaciones en vivo tire un par de lagrimas.

Dean Blunt es un genio que por alguna extraña razón es muy menospreciado, cosa que no logramos comprender a la perfección debido a que sabe cómo crear un balance entre el clásico soul y el R&B para fundirlo con estilos contemporáneos como en “50 Cent”. En Black Metal no hay nada de black metal, pero si hay un pasional sentimiento que tiene el potencial de conmovernos para convertirnos en su único confidente y eso, es algo que no puede seguir siendo ignorado.

Ought – More Than Any Other Day (Constellation Records)

CST103_5x5_300dpi

El vocalista de la banda originaria de Montreal, Tim Beeler, es una viva imagen de cómo lucía Jarvis Cocker a sus veinticinco años. El álbum es un gig en el mejor pub de la ciudad o del mundo. Contiene altibajos sonoros que rompen con lo fórmula en la que escuchamos los riffs, batería y bajos. Por un momento te inmoviliza los tímpanos para luego destrozarlos con la raposa voz de Beeler.

Es cierto que hubo álbumes dentro del género que usurparon el sonido y por ende este álbum. Necesitas darle una oportunidad a More Than Any Other Day para saborear lo que estos canadienses están preparando. El sello Constellation Records logró adquirir una propuesta fresca en un álbum digerible.

Marissa Nadler – July (Sacred Bones Records)

MarissaNadler_July

Maybe it’s the weather, but i’ve got nothing in my heart‘- Esas son las líneas con las que Marissa Nadler nos dice adiós en July; un álbum que desde su portada muestra la tristeza y la oscuridad que emana de su corazón, pero dejando al descubierto detrás de su espalda una luz que la va encaminando hacía la resignación. La oscuridad de July no es un sonido, ni mucho menos una estética, la oscuridad del disco es simplemente el impulso natural que tenemos todas las personas cuando nos vemos lastimadas o enfrentadas a lidiar día con día con una perdida emocional.

Marissa Nadler plasmó a la perfección el lado bello que se esconde en una sensación como la tristeza. Esa cara que muchas veces no logramos observar al estar cegados por las gotas de agua que inundan nuestros ojos. July es un disco con canciones que nos muestran el lado oscuro del amor; ese lado que no se alimenta de la fantasía y los deseos de contar con una solución para todos los problemas que se presenten en una relación. Es un manifiesto que trata de enseñarnos a dejar ir y no retener a un ser humano que lo único que ha hecho por nosotros es rechazarnos.

Al final de todo, cualquier persona puede hacer una canción de amor o desamor, pero muy pocos pueden hacer canciones que logren evocar sentimientos como lo ha hecho ella y por eso, no podía estar ausente en nuestras menciones honoríficas del año.

Freddie Gibbs & Madlib – Piñata (Madlib Invazion)

MMSPINLP
Fredrick Tipton, mente maestra detrás del apodo Freddie Gibbs nombró este álbum Piñata después de soñar con un niño rompiendo una piñata mientras cocinaba crack. En la mayoría de las fotografías encontrarás a Fredrick Tipton con un porro en la mano o en la boca. Entonces, sí, por donde escuches habrá un ligero toque de mota, crack y rap.

La lírica con la que están hechas las canciones son profundas y la mayoría te cuenta historias con ritmos oscuros. Recordemos que no es un álbum solitario, aunque al principio esté el nombre de Tipton. La combinación sonora que hace con Madlib une  los beats y el rap son la unión perfecta para entender al oriundo de Indiana.

Ashrae Fax – Never Really Been Into It (Mexican Summer)

Ashrae_Fax_-_Never_Really_Been_In_To_It

Cuando les hablábamos sobre la importancia de Cocteau Twins, les hacíamos mención sobre lo mucho que han influido en el sector del dream pop en la actualidad, así como en ciertos terrenos del post-punk que constantemente va flotando en sus clásicas atmósferas de ensueño. Pero si hay una banda que se mantiene fiel al estilo de Elizabeth Fraser y Robin Guthrie es ni más ni menos que Ashrae Fax.

Si, aunque les suene desconocido el nombre, la realidad es que la banda debutó desde hace poco más de 11 años con Static Crash!; un álbum que después de haber sido concebido hizo que Ashrae Fax se separara. Afortunadamente Mexican Summer los rescató y se volvieron a juntar para entregarnos una producción que de haber sido lanzada en 1984, en estos momentos sería un indudable clásico.

Con un poco de shoegaze y un poco de dream pop, Never Really Been Into It está repleto de sentimientos que sólo nos hacen pensar en lo tan enamorados que estan los integrantes de la banda. Pero no es un amor que le tengan a otra persona, sino al simple hecho de hacer música cantada desde lo más profundo de su ser.

Comentarios

comentarios