Reseña: 'Carter Tutti Plays Chris & Cosey' de Chris & Cosey – FILTER México
x
Pulse Intro para buscar o Esc para cerrar
Logotipo de Filter México
Logotipo de Filter México

CTIDD047-COVER-1000pix
Carter Tutti Plays Chris & Cosey
Chris & Cosey
Conspiracy International
85%

Por Ernesto Olvera / @Ernestime

Chris Carter y Cosey Fanni Tutti son dos leyendas que hace tres décadas estuvieron perturbando la existencia de las personas con Genesis P. Orridge y Peter Christopherson en el monstruo experimental Throbbing Gristle. Partiendo desde ahí, podrán deducir que una nueva producción por parte del dúo no es cualquier cosa, aún cuando Carter Tutti Plays Chris & Cosey esté compuesto de versiones retrabajadas de algunos clásicos. Sin embargo, este es el primer álbum que lanzan bajo el alias de Chris & Cosey desde que publicaron su Skimble Skamble por aquellos días de 1997, ya que hay que recordar que los últimos años estuvieron trabajando como Carter Tutti.

¿Cuál es la diferencia que existe entre ambos seudónimos? Bueno, pues mientras Chris & Cosey tenía una fuerte orientación hacia el synth-pop y al lado menos escabroso del minimal wave, como Carter Tutti el dúo emprendió una aventura en la que comenzaron a rascarle un poco más al techno y la densidad que puede desprenderse de un conjunto de máquinas como lo han venido haciendo productores de la talla de Silent Servant y Regis. Teniendo eso en cuenta, tiene sentido que hayan decidido darle vida a Carter Tutti Plays Chris & Cosey, ya que en las versiones que aparecen de “Workout” y “Sin” podemos ser testigos de cómo poco a poco su pasado ha sido absorbido por esta nueva era en la que continúan implementando su maestría experimental.

“Retrodect” se va alimentando del clásico y chillante riff  con el que Cosey Fanni Tutti siempre ha estado operando en cada uno de los proyectos en los que se ha involucrado. Además, las escalofríantes vocales son el complemento perfecto para este maratónico extracto con el que nos van sumergiendo en una ácida odisea techno, en la cual incluso aprovechan para poner en práctica su impulso italo disco para ligarse con la contoneante “Driving Blind”. El álbum funciona como un documento para las nuevas generaciones y los oídos que nunca antes habían tenido el honor de conocerlos; digamos que su legado vive en en estas tomas retrabajadas que los transportarán a una época en donde un sintetizador alimentaba los mitos que existían en cuanto al futuro.

Naturalmente el hedonismo y la energía sexual que siempre explotaban no podía estar ausente y por ende, “Obsession” es el estimulante perfecto con las clásicas líneas ‘touch me, make me cry‘. Y aunque al hablar de ‘versiones retrabajadas’ podríamos pensar que son simples remixes, la realidad es que Chris & Cosey aprovecharon este material para demostrar que aunque pasen los años, sus habilidades como músicos siguen intactas y que aún pueden tocar las canciones viejas de forma impecable bajo sus propios términos actuales.

Carter Tutti Plays Chris & Cosey puede ser como un balde de agua fresca que simplemente vendrá a ejercer su poderío sobre la camada de proyectos que han estado siguiendo sus pasos como Soft Metals y Xeno & Oaklander, cosa que de algún modo los estará seduciendo para que terminen refugiándose en la subliminal oscuridad que los ha tenido sometidos desde que estaban en Throbbing Gristle.

Al dejar al descubierto lo mucho que han influido en lo que escuchamos en la actualidad, la relación que construyeron con Nik Colk Void de Factory Floor cobra todo el sentido del mundo, ya que cabe mencionar que hace aproximadamente tres años  publicaron juntos un álbum como Carter Tutti Void, el cual fue producto de un improvisado set que ofrecieron en el Reino Unido y que, naturalmente, sirvió para abrir un nuevo capítulo en la consistente carrera del dúo.

El misticismo que existe en “Deep Velvet” y los vibrantes synths del renovado clásico “Oktober Love Song”, hacen que Carter Tutti Plays Chris & Cosey sea un testamento esencial con el que pueden tener acceso a una maravillosa parte de la historia. Una a la que lamentablemente no se le suele dar la importancia que se merece.

Comentarios

comentarios