El emo que llevamos dentro y lo que el mini disc lloraba a diario. – FILTER México
x
Pulse Intro para buscar o Esc para cerrar
Logotipo de Filter México
Logotipo de Filter México

Admitámoslo, todos llevamos a un ser con el copete de ladito, los ojos bien delineados de negro y los skinny jeans bien puestos. El enojo adolescente en nuestra generación se reflejó con el post-hardcore o vulgar y popularmente llamado: emo, el cual tuvo algunas ramificaciones como el screamo, que naturalmente va muy de la mano. Gritos y guitarras, eso nos representó en algún momento. Su auge llegó pasando el 2005 y a diez años los seguimos recordando.

Cuántas veces no hemos sido la burla de la conversación por admitir que aún le damos play al Tell All Your Friends o que el regreso de Alexisonfire es algo emocionante. Todo empezó casi a principio de los dosmiles, el nü metal se murió, el rock renacía de entre su cenizas con una oleada que igual murió luego de tres discos y pues uno como adolescente necesitaba palmaditas en la espalda, tal vez sí escuchamos a The Beatles, Pulp, Sonic Youth, Pixies, Nirvana o Radiohead, pero necesitábamos identificarnos con algo de nuestra generación, sentir que alguien nos entendía en ese momento, aunque eso implicara seguir una moda que años después, meses antes de caducar, todos la conocerían y juzgarían a cualquiera con un parecido “emo”.

Algunos lloramos, gritamos y por supuesto que cantamos. Tal vez ahora nos dé un poquito de risa pero había música muy bien hecha y que vale la pena recordar, no todos nacimos en la cuna de la modernidad, hemos evolucionado conforme la música, lo bueno se queda en nuestros iPods y lo malo sólo se va, como en la vida.

Se vale suspirar poquito mientras recuerdan aquellas tarde-noches en el Multiforo Alicia. Y por cierto, no, no todos los que escuchaban “emo” se cortaban.

Alexisonfire

alexxis

Pues sí, Dallas Green y compañía están de regreso… tal vez sea temporal, pero ha causado alegría entre muchos. Green tuvo su libertad creativa lejos de la banda con City and Colour, pero en verdad, uno nunca puede olvidar sus raíces. Sin dar tanta introducción, se vale muchísimo desempolvar Crisis, sí, sí donde viene “Boiled Frogs” y “This Could Be Anywhere in the World” y no importa si sacan o no nueva música mientras podamos disfrutar en vivo las canciones que aún nos sabemos.

Alkaline Trio

alkaline

Probablemente los más ‘viejos’ de esta lista, pero no podíamos olvidarlos, aunque no fueron un estandarte del género, sus letras llegaban del mismo modo, fueron inspiración para muchos entusiasmados en ser músicos y tener una banda. No faltaba quien trajera un pin de ellos y coreara “Radio” o alguna del Goddamnit, siguen vigentes, siguen tocando y seguimos esperando verlos pronto. Matt Skiba por lo pronto está con Blink 182 y pues… Maybe I’ll Catch Fire.

Chiodos

chiodos-press-2014-650-430

Los reyes del Warped Tour, siempre en las primeras líneas y volviendo loco al público, siguen vigentes y apenas en 2014 lanzaron su cuarto álbum bajo el nombre de Devil. De ellos recordamos “The Words ‘Best Friend’ Become Redifined” y “Baby, You Wouldn’t Last A Minute On The Creek”.

Emery

Emery

Puede que en el fondo el cristianismo les ganaba y hasta sonaban en estaciones de radio dedicadas al ‘rock cristiano’, con el temor de ser catalogados en ese rubro exploraron un poco más en sus temas. Y aunque los viéramos ataviados muy formalitos, se aventaban unos gritos que hacían perder el balance en lo que veíamos.

From First To Last

from first to last6

¿Cómo olvidar “Emily” o “Note to Self”? Dejemos de lado el hecho de que Sonny Moore dejó de usar maquillaje y un peinado con crepé y se convirtió en Skrillex. From First To Last definitivamente encaja en cualquier cliché “emo”, principalmente por el nombre de su primer disco Dear Diary, My Teen Angst Has A Body Count y qué decir de las letras de las canciones antes mencionadas o “Secrets Don’t Make Friends” o “Kiss Me, I’m Contagious”.

Funeral From a Friend

Funeral-For-A-Friend1Funeral For A Friend es la cúspide del emo por excelencia.  Sus canciones fueron confidentes del nacimiento de relaciones teen que se iban a dar la vuelta por la glorieta de insurgentes y, en una de esas, también fueron el soundtrack con el que concibieron esos seres humanos que los obligaron a quitarse el flequito para buscar un empleo. Más allá de eso, su nombre siempre ha sido trascendental dentro de estos terrenos, con todo y que en años recientes perdieron la fuerza que tenían en su Hours.

From Autum To Ashes

tidalarms620

Grito, grito, grito, melodía, screamo para todos. Aunque no pudieras cantar completa una canción de ellos, te dejabas llevar por las guitarras y todo iba bien. Con cuatro discos, están regresando tal vez por el quinto. Si recuerdan un poco, las chicas se sentían atraídas por las cerezas, desde labiales de cereza hasta nicknames con ‘cherry’… ¿Habrá sido por esta canción?

My Chemical Romance

MCR_borucki

Sí, sí, muy ‘mainstream’, etc. Pues aunque My Chemical Romance alcanzó el éxito pop con “Helena” y de pronto a todos dejó de gustarles, siempre lo han hecho muy bien, hay demos que lo demuestran y nos lo dejan aún más claro el sencillo con el que MTV los proyectó “I’m Not Okay (I Promise)”, con el que lograron llegar a un público no tan de nicho, que aún con gritillos y guitarras fuertes, conquistó oídos y claro corazones ¿a qué chica no le gustó Frank Iero? Después de todo por qué juzgar su popularidad, si se unen a una banda no creemos que sea sólo para que tres personas los escuchen en su garaje ¿o sí? Que sepan o no llevar el rumbo de su música por buen/mal camino, es otra historia.

En fin, puede que ya no escuchemos lo que hacen actualmente, pero siempre estará ahí el Three Cheers For Sweet Revenge.

Saosin

saosin

Takiiin oon seven yearsm the holy ghost had left alone…”, sabemos que igual que nosotros al leer el nombre de Saosin, “Seven Years” empezó a sonar en su mente. Y como toda banda, no sólo son esa canción, pero sin duda la que más los representa. Saosin sólo duró un par de discos, antes de que Anthony Green se diera cuenta que podía hacer cosas por su cuenta y armara Circa Survive.

Taking Back Sunday

PUB  6

Sus mejores tiempos ya pasaron, pero qué bueno era el Tell All Your Friends, aquel 2002 que se prolongó más de tres años, aún con el Where You Want To Be en nuestra repisa, seguíamos cantando “Bike Scene” y “Cute without the E”, para agregar al repertorio “Seth Phrases to Stun”. Igual que From First To Last, Taking Back Sunday llevaba a otro punto el cliché emo, desde la frase de “with my one last gasping breath I’d apologize for bleeding on your shirt…” o qué tal “I wanna hate you so bad but I can’t…” Además de este combo, su último gran hit sin duda fue “MakeDamnSure”. Seguimos pensando en cuál es la favorita.

The Used

theused_n

¿Qué sería de este género sin “Taste of Ink” y sin esa voz y pose tan distintiva de Bert McCracken? Pues sí The Used nos marcó y tal vez sus letras no fueron tan explotadas como los grupos anteriores, pero siempre estuvieron ahí antes que todos, también reyes del Warped Tour, queridos y recordados por todos. Por aquellos viejos tiempos, porque a pesar de que estén de gira, no es lo mismo ‘So here I am it’s in my hands…’ trece años después. Literal, ‘The taste of ink is getting old.’

Thursday

thursday

Si hay una banda que realmente es respetable y sin importar si le gustaba a un emo, es ni más ni menos que Thursday. Sus álbumes no sólo se clavaron en el sufrimiento o en la vena del post-hardcore, sino que fueron de los pocos que se animaron a hacer algo más grande para progresar como músicos y encontrar la madurez que eventualmente terminó por separarlos. Digo, al final cuando creces te quitas el flequito o dejas de ponerte estoperoles, aunque con Thursday pasó que simplemente terminaron su relación para hacer otras cosas como United Nations. Eso si, sus canciones siguen ahí y siempre podrán sufrir un poquito con la inconfundible voz de Geoff Rickly.

Underoath

Underoath

Otros cristianos en la lista, y ni su amor por la religión los mantuvo juntos, en 2013 dijeron adiós a los escenarios, pero nos dejaron siete discos y “Reinventing Your Exit”. Siempre defendieron sus creencias, dejándolas de lado al componer, centrándose en los problemas que les iban aquejando en sus vidas cotidianas.

Comentarios

comentarios