Reseña: ‘Future Politics’ de Austra – FILTER México
x
Pulse Intro para buscar o Esc para cerrar
Logotipo de Filter México
Logotipo de Filter México

Future Politics
Austra
Domino Records
84%

Por Ernesto Olvera / @MyBlogCliche

Maybe I’m alone, but I know this: I’m never coming back here‘ – esas son las palabras con las que nos recibe Katie Stelmanis en “Future Politics”, canción que le da nombre a su tercer álbum de estudio como Austra, el cual desde el inicio va planteando una serie de cuestionamientos políticos que en la actualidad tienen una relevancia mayor a la que ella pensaba que iban a tener cuando se encontraba en el estudio.

Y tiene sentido, Austra siempre ha sido la forma con la que Stelmanis logra escapar de los pensamientos que la atormentan y que constantemente la sumergen en abismos donde los conflictos políticos y sociales terminan limitando el amor de las personas. Ahí está Olympia o la cristalina oscuridad de su Feel It Break; ambos álbumes seguían los mismos patrones de Future Politics, pero en esta ocasión nos encontramos con un material que de principio a fin es claro con su mensaje y lo que quiere lograr con ello: Incentivarnos a tener momentos individuales donde nos sintamos capaces de crear nuestro propio universo.

Pero los escenarios políticos y sociales no son los únicos que son proyectados en esta producción, sino también las experiencias que tuvo al estar viviendo en lugares como la misma Ciudad de México. Aquí mismo, es donde Stelmanis escribió gran parte de Future Politics para darle una refrescada necesaria a los patrones que fue siguiendo en sus dos álbumes anteriores. ¿Y la verdad? Eso fue lo mejor que pudo haber hecho, ya que el álbum no muestra un notable crecimiento como compositora, así como en la ejecución de cada nota con sus cuerdas vocales.

Hablar de una madurez en el sonido de Austra pasa a segundo plano, ya que esto es más que una madurez convencional por la que todo artista suele pasar al momento de expandir su pensamiento. En su caso particular, estamos hablando de un crecimiento emocional donde los problemas a los que se enfrenta un enorme sector de la sociedad como la depresión y la falta de amor propio, se convierten en los pilares principales que deben fortalecerse para poder construir un mundo donde no podamos depender de las personas que están al frente de cada país.

Pero hablemos de la estructura de las canciones: es fascinante. Cada arreglo instrumental tiene una fragilidad que peca de hermosa y nos abraza por completo para brindarnos algún tipo de confort a nivel personal. Quizá Future Politics no es un álbum pensado para ser algo estrictamente personal, pero la suavidad con la que se desarrollan canciones como “We Were Alive”, hacen que eso sea completamente inevitable y que termine funcionando como un producto que estimula cada parte de nuestro ser e incitarnos a valorar lo que tenemos, comenzando por nuestra propia persona.

A diferencia de Feel it Break y Olympia, en este material cada pieza es un mundo que se desarrolla paso a paso y que en todo momento pone como prioridad las impresionantes vocales de Katie Stelmanis. Así puedan escuchar un cristalino sintetizador en “Utopia” o un vibrante bajeo en “I’m a Monster”, al final la delicadeza que le impregna su voz a las canciones es lo que hace que adquiera un valor aún más especial y que con ello nos convierta en el mejor confidente de sus experiencias universales.

Pero nada de eso tiene nivel de comparación con el corazón del disco: “I Love You More Than You Love Yourself”. El título de la canción habla por sí solo, es una canción que dentro de su devastadora temática y los escenarios donde retrata la depresión en su estado más palpable, hay un toque de esperanza proyectado con delicados linajes de sintetizador que poco a poco van reemplazando esas sensaciones por medio del baile.

Digamos que Future Politics es un álbum que arranca con imágenes donde la esperanza es asfixiada por completo y las preguntas que constantemente giran por su cabeza van encontrando una respuesta contudente conforme nos acercamos al final con su espectacular “Gaia”, “Beyond a Mortal” y “43”, canción que con una textura siniestra nos lleva de regreso a los orígenes de Austra.

Este es un disco directo, confrontador, estimulante y que en todo momento nos sumerge en pasajes hermosos con los que termina contagiándonos su espíritu de libertad, deseo y esperanza. Puede que esos tres elementos sean demasiado positivos y puedan convertir la temática de Future Politics en un cliché, pero la realidad es que esas cosas son vitales en la actualidad y Katie Stelmanis las aborda con la sutileza perfecta.

Comentarios

comentarios