x
Pulse Intro para buscar o Esc para cerrar
Logotipo de Filter México
Logotipo de Filter México
COBERTURAS

Blondie y Garbage concluyeron su gira en el Palacio de los Deportes

Fotos Fresale
Por Ernesto Olvera

El Rage and Rapture Tour fue una de las combinaciones más especiales que se han concebido durante todo el año, ya que sin ser un espectaculo realmente impresionante, si nos pone en contacto directo con dos de las frontwoman más relevantes, influyentes y con una energía muy particular con la que no se achican ante nada, comenzando por la de la incomparable Debbie Harry.

Cada noche de este tour ha sido inaugurada por Shirley Manson y Garbage, quienes parecen que con cada uno de sus discos y con cada gira se van haciendo mejores, ya que el show que presentaron sobre el escenario del Palacio de los Deportes fue uno con el que le hicieron toda la justicia del mundo a los clásicos más representativos de su discografía.

Si bien no pasó mucho tiempo desde que vimos a Garbage en nuestro país, la presentación que dieron en el Palacio estuvo muy por encima del show anterior, así como de su visita al Vive Latino, ya que además de presentar algunos de los cortes que le dan vida a su nueva producción, la pared de sonido que se iba construyendo por medio de la guitarra, el bajo y la batería, hacía que la energía vocal de Shirley Manson se dosificara aún más.

El porte que mostraban sobre el escenario a la hora de tocar canciones como “Sex Is Not The Enemy”, “Empty” y “I Think I’m Paranoid”, se contagiaba de forma inevitable sin importar si estaban cerca o lejos del escenario.

Además, como es tradición, hubo un momento donde el público decidió iluminar el recinto con sus celulares para alimentar la emoción con la que Shirley disfrutaba cada momento de su presentación. Y no es para menos, ya que después de 3 canciones en el set, hizo una enorme pausa para agradecer a cada una de las personas que hicieron posible este tour, así como a Blondie y Debbie Harry por haber creído en ella desde que la banda comenzaba a dar sus primeros pasos.

El sentimentalismo y las lágrimas eran algo natural, ya que para ser el cierre de su gira en conjunto, obviamente el vinculo emocional que se desarrolló entre ambas bandas hizo que en el lugar se fuera acumulando un sentimiento que terminó explotando con “The World Is Not Enough”, canción que fue seguida por tres madrazos “Stupid Girl”, “Only Happy When It Rains” y “Push It”, las cuales obviamente ya adelantaban el inevitable final de la presentación de Garbage en esta noche que poco a poco se fue calentando mientras en algunos puntos de la ciudad se caía el cielo.

Luego de una breve pausa y de escuchar en el audio canciones que iban desde clásicos de Siouxsie & The Banshees hasta los Backstreet Boys, el escenario se oscureció por completo para dejar una desorientada estática en las pantallas que estaban justo por detrás de los instrumentos, para que de poco en poco fueran apareciendo los integrantes de Blondie y con ello comenzar a tocar “One Way Or Another”, lo cual se sintió como un balde de agua fresca después del enorme tiempo que ha pasado desde su presentación en el Corona Capital que, como un pequeño dato, arrancó con el tema que en esta ocasión fue el elegido para cerrar su set: “Dreaming”.

“Hanging On The Telephone”, original de The Nerves, “Call Me” y “Rapture”, fueron algunos de los clásicos que sonaron durante la primera media hora de su presentación, los cuales estuvieron un poco campechaneados con los cortes de su nuevo álbum como “Gravity”, en la que colabora Charli XCX y que además fue presentada por Debbie Harry con un baile que hacía referencia a los movimientos de su camarada del Reino Unido.

Aunque Pollinator está lejos de ser su mejor trabajo, las canciones y la alegría con las que tocaban cada nota provocaron que la reacción de la gente fuera de increíble a brillante, ya que la conversación que entablaron en el Palacio de los Deportes hizo que en múltiples ocasiones tomaran el micrófono para agradecer el amor que les estaban ando en ese momento.

Esta fue una noche muy especial; una que no se repite muy a menudo, ya que no todos los días tenemos la oportunidad de ver a Blondie compartiendo escenario con una banda como Garbage, así que deben de considerarse MUY afortunados si se dieron una vuelta por allá para escuchar “Rainy Day Women #12 & 35” de Bob Dylan, “Fragents” de An Unkindness, “My Heart Will Go On” de Céline Dion, todo en voz de la mismísima Debbie.

Aunque es obvio que la banda no puede desenvolverse sobre el escenario como en sus años de gloria, es imposible no sentir una enorme empatía por ellos cuando tocan “Atomic” y “Heart Of Glass” y “The Tide Is High” como si fuera la primera vez. Al final, se trataba de Blondie y a estas alturas del partido, su nombre es capaz de hablar por si solo… OBVIO.

Comentarios

comentarios

TE RECOMENDAMOS