Metric y la fuerza del synth rock en El Plaza – FILTER México
x
Pulse Intro para buscar o Esc para cerrar
Logotipo de Filter México
Logotipo de Filter México

Por Nydia Valerio
Fotos @Fresale

Lejos quedaron los días en que Emily Haines y James Shawn hacían canciones lentas, introspectivas y más cercanas al trip hop que al synth rock. Con casi 20 años de carrera, siete álbumes de estudio y con sus valores sonoros más claros que nunca, Metric nos mostró este 6 de octubre que lo suyo es hacer temblar los escenarios.

La última vez que la banda de Toronto visitó la CDMX fue en junio pasado para acompañar a Zoé en su presentación en el Auditorio Nacional. Este escenario no les era extraño, como tampoco ellos al público de la banda mexicana. Con aquel buen recibimiento, bien se merecían una fecha para sus fans chilangos, ¡y nos la dieron!

El Plaza fue el lugar en el que el cuarteto formado por Haines, Shawn, Joules Scott-Key y Joshua Winstead presumieron su trayectoria como una de las bandas de rock alternativo emblemáticas para la generación adolescente de inicios de los dosmiles y también su álbum más reciente: Art of Doubt (2018).

Para calentar el escenario Andrea Franz nos presentó su proyecto de folk pop. Junto con seis músicos ocupó el escenario y temas como ‘Sweet Thing’, ‘Amor, Acércate’ y  ‘Locura por ti’ fueron sonando, haciéndonos mover el cuerpo, la cabeza, y pensar en la persona a quien nos gustaría cantarles esas dulces canciones.

Cual puntualidad inglesa, Metric salió al escenario a las 8:45 pm, dando apenas tiempo para que apagaran los altavoces y bajaran las luces. Nuestras emociones aún no estaban preparadas para los aplausos y gritos nerviosos que nos sacaron al verlos salir del fondo del escenario con paso seguro. 

‘Black Sheep’ fue la abridora. A pesar de no pertenecer formalmente a ningún álbum, es una de las grandes favoritas que todos coreamos como parte de nuestra naturaleza millenial. Las luces parpadeantes al ritmo de la batería y las palmas de público cantando nos transportaron un momento al concierto de The Clash at Demonhead, desafortunadamente no vimos ninguna pelea random de novio vs exnovio.

Canciones como ‘Twilight Galaxy’ o ‘Synthetica’ hicieron lucir la confianza con la que Emily Haines se mueve en el escenario, su voz siendo la melodía principal de las canciones y su cuerpo iluminado por todas las luces, nos mostraron que no tiene nada que pedirle a algún frontman de escenarios mayores. 

Metric es de esas bandas que sí puede presumir de tener fans from hell, esos que se saben las canciones del primer al último disco, como comprobamos con ‘Risk’, ‘Art of Doubt’, ‘Dressed to Suppress’, ‘Underline the Black’, ‘Dark Saturday’ y ‘Now or Never Now’, del nuevo álbum y muy festejadas.

El gran distintivo de este concierto fue el juego de luces que potencializaba los sonidos de la guitarra de James Shawn. Era como si las luces expandiera cada rasgueo de guitarra y nos hicieran entrar en un vaivén de luz, sonido y movimiento. Si bien no sufrimos un ataque epiléptico, sí vivimos una catarsis con los beats que te hacían mover desde el centro del cuerpo con  ‘Gold Gun Girls’, ‘Gimme Sympathy’ y ‘Help I’m Alive’, así también festejar los 10 años de Fantasies (2009).

En un ambiente místico, creado por luces y sombras retornaron en el encore, iluminados por una luz verde que proyectaba sus siluetas enormes frente al público, y salvajes el bajo y la guitarra, llamaron a los saltos de inmediato con ‘Dark Saturday’.

Para la última parte del concierto nos regalaron un tema inédito, ‘Coming Lives’, acompañados de un músico invitado, un tema suave, dulce y que seguimos con las palmas, juntando energías para cerrar con ‘Help I’m Alive’ y ‘Now or Never Now’.

La naturalidad de la banda, la buena asistencia y la calidad del recinto no defraudaron durante la hora y media del concierto. Para los fans de antaño seguro faltaron temas del Old World Underground, Where Are You? (2003), del Live It Out (2005) y del Grow Up And Blow Away (2007), sin embargo, la energía compartida seguramente pudo compensarlo. Metric es una banda que conoce, domina y comparte sus virtudes, por eso la noche del domingo fue una inyección de electricidad al cuerpo antes de volver a la rutina que mucho hace falta cuando se acaba el fin de semana. 

Setlist

Black Sheep
Twilight Galaxy
Synthetica
Risk
Breathing Underwater
Art of Doubt
Cascades
Dressed to Suppress
Love Is a Place
Gimme Sympathy
Underline the Black
Gold Guns Girls
————————————-
Dark Saturday
Common Lives
Help I’m Alive
Now or Never Now

Comentarios

comentarios