Saltear al contenido principal

NOTICIA

[Reseña] Indie-O Fest

Reseña por Andres Díaz y Paulina García
Fotos por Oscar Villanueva

Antoine Reverb

Afortunadamente para los tapatíos, lograron colarse de último momento al cartel del Indie-O Fest. Desafortunadamente fueron los primeros en tocar desde muy temprano (ni había anochecido) por lo que hubo muy poca gente en su concierto. Esto no fue obstáculo para que nos mostraran los mejor de su segunda producción Everything Is A Foreign Language To Me, el cual fue editado con Arts & Crafts México y que fue una de las producciones más destacadas de año pasado… sólo que muchos no lo han descubierto aún.

Esto se vio reflejado en una fría respuesta del público que poco a poco se fue tornando tibia conforme mostraron los mejor de este disco con canciones como “You As A Fish” (la mejor del disco), “Mahumorama”, “In My Bedroom” (en donde Benjamín toma el control de la voz) y el sencillo “Memory Interrupted”.

Ojalá la gente se de la oportunidad de escuchar este material, el cual tiene muchas texturas y riffs ruidosos por cortesía del guitarrista Diego, el cual deja enterrado por completo el origen más acústico con el que se dieron a conocer.

Youth Lagoon

Es la primera vez que Trevor Powers pisa la Ciudad de México para presentar su proyecto (casi recién nacido) Youth Lagoon. Acompañado de tan solo un amigo en la guitarra, powers llenó el Polyforum con su dream pop que, además de ser hipnotizante, también le da una nueva definición al teenage angst. Tema tras tema la gente aplaudía satisfecha por poder escuchar algo tan fresco sin importar  que conocieran poco sus canciones.

Algo tímido, Powers interpretó canciones de su debut The Year of Hibernation que se editó en septiembre del 2011 bajo el sello Fat Possum Records. Para quienes no llegaron a tiempo o no pudieron ir al Indie-O Fest, Youth Lagoon es una de las propuestas que tienen que escuchar pronto, muy pronto.

Wild Flag

Para quienes no lo sabían, Wild Flag es una banda compuesta por cuatro chicas ya bastante experimentadas en en el mundo musical. Provenientes de bandas como Sleater-Kinney, Helium y The Minders, estas mujeres demostraron que el “rock de chicas” puede ser tan ruidoso y texturoso como cualquier otro proyecto.

Con actitudes reservadas hacia el público, la agrupación comandada por Carrie Brownstein disfrutó cada segundo de su set en el Polyforum. A pesar de no sonar tan definido como algunos otros actos del festival, y tener uno que otro problema con los feedbacks, las mujeres de Wild Flag dejaron en claro que están en completo control de un escenario.

Generalmente las agrupaciones femeninas no duran mucho y a su disolución pasan a ser simples chispazos que entran en los libros de historia, mientras sus integrantes se van perdiendo a lo largo de los años. Sin embargo con Wild Flag resulta reconfortante ver que estos cuatro talentos siguieron haciendo caso a sus inquietudes musicales, al grado que estas les permitan llevar su experiencia y porte a distintos escenarios.

Kurt Vile & The Violators

Kurt Vile es uno de los nombres más recurrentes de la escena “indie”, y recientemente en México se dio a conocer a mayor escala gracias al último lanzamiento de The War on Drugs. A pesar de que Vile ya no fue parte de esta producción, el músico es una obvia referencia al hablar de esta banda pues fue fundador de la misma. Ahora que ya no está con ellos, Vile ha tenido tiempo de enfocarse al 100% en su propio material, y fue justamente el que vino a mostrarle al público del Indie-O Fest.

Vile inició su set con un “Jesus Fever”, primer sencillo de su producción más reciente Smoke Ring for my Halo. A lado de su banda The Violators, Vile presentó un set lleno de rifs y fuzz mientras interpretaba temas de su discografía ante un público con miembros que lo esperaban hace ya varios años.

 

City And Colour

Para sorpresa de muchos era una de las agrupaciones con más fans del festival, posiblemente sea porque su vocalista Dallas Green viene arrastrando fans de su agrupación anterior Alexisonfire y también porque para esta nueva etapa vino acompañado de excelentes músicos como Daniel Romano de Attack in Black.

Fue impresionante ver cómo un proyecto de origen canadiense pudo absorber de una forma muy auténtica el sonido folk y americana de Estados Unidos, esto al sorprendernos con canciones que reflejaban esa actitud que sólo los artistas de blues muestran al “sudar” la música de una forma muy natural.

A pesar de que muchos fans consideraron que este último material Little Hell no ha sido el más afortunado de su discografía, en vivo le dieron más vida al cambiar repentinamente su música que evocaba a largos trayectos en carretera a terrenos más progresivos en donde los riffs se prolongaban volcando toda la atención de los asistentes al escenario.

Lee Ranaldo

Una de las cosas más sonadas de esta edición del Indie-O Fest fue que el fantasma de Sonic Youth estuvo presente representado por vasrios de sus integrantes. Dos de ellos son Steve Shelley que estuvo en la batería y el mismo Lee, quien aparte de ser uno de los fundadores y de estar considerado como uno de lso mejores guitarristas de todos los tiempos, trae un disco bajo el brazo recién estrenado (Between The Times And Tides).

Este material mencionado para nada niega toda la herencia que trae consigo desde sus orígenes, por lo que los fans más aguerridos tuvieron una muy buena dosis de lo mejor del rock “underground” norteamericano.

Con un set de casi una hora, Lee y su agrupación demostró a músicos de nuevas generaciones el cómo no deben de perder el tiempo haciendo canciones efímeras que tengan una duración mínima de éxito, sino más bien buscar el cómo una buena canción puede emocionar no sólo al artista al tener una excelente ejecución, sino también al escucha al procesar todo eso que el artista quiso expresar. A final de cuentas, creemos que esa es una de las funciones de este festival.

Thurston Moore

Tuve la oportunidad de ver a Thurston hace unos años en el Salón México. En aquella ocasión Thurston hizo sufrir a su guitarra al exprimirle como pudiera todos los sonidos posibles volviéndolo toda una experiencia que rayaba en lo experimental.

Ahora fue todo diferente: Moore a presentarnos Demolished Thoughts, un disco que, aparte de ser producido por Beck, encapsula toda la gran experiencia de su carrera. Sólo bastó para que pusiera un pie en escenario y que impusiera (no sólo con su gran estatura) gracias a su virtusismo musical que dejó a todos hipnotizados.

Empezó con una guitarra eléctrica acompañado de una violinista, baterista y bajista y al finalizar la primera canción, que recorría normalmente, Thurston nos demostró por qué es uno de los dioses del noise al llenar el Polyforum de distorsiones, que en esta ocasión tenían mucho más coherencia que aquella otra ocasión.

Para casi finalizar su presentación, pasó lo que tuvo que pasar: subió al escenario el baterista Steve Shelley para que juntos tocaran “Ono Soul” de Sonic Youth. Para muchos, que ya estaban extasiados por Moore, fue el punto climático de la noche ya que por un momento vieron que esta desintegración momentánea es tan flexible como sus integrantes lo quieran.

Noticias relacionadas

Stranger Times: Un nuevo álbum tributo a The Chameleons

Pese a que The Chameleons es una de las bandas más influyentes que aparecieron en…

La Femme: El grupo de rock francés que niega el rock

“En Francia no hay bandas de rock”, sentencia Sasha Got, el guitarrista de una agrupación que ha sido catalogada como la banda de rock más famosa de ese país en la actualidad: La Femme.

FILTER Recap: Los 60 mejores discos de 2021

Puede parecer un poco irreal pensarlo, pero realmente ya nos encontramos en la recta final…

FILTER Recap: Los 40 mejores EP de 2021

Es natural que cuando entramos al último mes del año comiencen a publicarse conteos con…

Dark Celebration: Una iniciativa para impulsar el post-punk y darkwave hecho en México

La música que encuentra su refugio en la oscuridad ha crecido de forma importante en los últimos años en nuestro país, necesitando mejores condiciones y mayores espacios para poder resonar y expandir su sonido. Fue así que Ulises Ramos con Pure Underground Entertainment decidieron comenzar una serie de festivales con las bandas más importantes de esta escena, resultando en un éxito. 

The Horrors: nihilismo, pop y ruido

Cuando aparecieron en la escena musical, The Horrors demostraron ser algo fresco, muy diferente a lo que sonaba durante el 2006, con un estilo mucho más crudo. Su álbum debut, Strange House, estaba lleno de distorsión al ritmo de garage rock con tintes góticos.
Volver arriba