Saltear al contenido principal

NOTICIA

Reseña: 'LP1' de FKA Twigs

FKA-Twigs-LP1-2014-1200x1200

LP1
FKA Twigs
Young Turks
85%

Por Ernesto Olvera

Tahliah Debrett Barnett no es la típica artista pop que esté diseñada para convertirse en un fenómeno que se mueva a través de escenarios gigantescos, con todo y que desde el inicio de su carrera ha estado rodeada de este tipo de figuras al aparecer en múltiples ocasiones en vídeos de Kylie Minogue y Jessie J. Por esta razón, el rostro de FKA Twigs no es del todo desconocido, pero lo que si es una novedad es el trabajo que ha comenzado a realizar por su propia cuenta al someter el pop a los deseos del R&B y la música electrónica en su forma etérea.

Twigs era el nombre con el que originalmente Tahliah nos presentó su primer EP, en el que dejó expuesta una pequeña dosis de los cristalinos efectos sonoros que iban respaldando su pasional tono vocal que, sin siquiera mostrar su rosto, ya iba dibujando a la perfección su propia visión de lo que hacían exponentes del R&B como Alliyah. Pero eso no es todo, EP1 resultó bastante atractivo por la manera en la que iba expulsando una peculiar humareda como si se tratara de una de las primeras grabaciones de Tricky, en donde una mezcla tribalística, electrónica y de soul se iban fundiendo en un sólo elemento para ir construyendo una especie de mutación del trip-hop.

Ahora, con el alías de FKA Twigs estamos ante una de las figuras pop más interesantes de los últimos años, las cuales no siguen los mismos pasos plastificados de una Katy Perry, sino que en lugar de eso han optado por tomar pequeños ingredientes de la personalidad de figuras como Beyoncé y artistas de los 90 que con el paso de los años se fueron quedando en el olvido, para ir diseñando su propia personalidad con la cual nuestros corazones puedan encontrar un peculiar confort emocional que, además de hacernos bailar, también puedan servir como himnos en un momento lleno de pasión a la media noche o, en su defecto, en una de las etapas finales de una relación.

LP1, su álbum debut, es un pegajoso ensamble sonoro que se va adhiriendo a la piel segundo a segundo. Por momentos la voz de Tahliah se muestra de un modo bastante delicado como en “Hours”, en donde la ambientación se va encargando de hacer que sus cuerdas vocales queden expuestas en su forma más frágil, haciendo que el disco entre en un momento que nos mantiene al filo de nuestro lugar debido a la inminente ruptura que puede existir en alguna de las líneas; sin embargo, justo cuando parece que todo se va desintegrando en la canción, es cuando eleva su poder de seducción para llevarnos a su pulsante climax.

Un detalle muy importante a lo largo del álbum, es la forma en la que van creciendo las canciones. En sus primeros segundos pueden sonar bastante planas y con una sencilla ambientación, pero en un abrir y cerrar de ojos nos sumerge en un abismo de pasión del que no se puede escapar como en “Pendulum”, sin mencionar las vibraciones que van dejando a su paso las armonías de “Video Girl”; canción en la que Tahliah opta por ponerse en primer plano al hablar de ella misma. En este fascinante extracto todo va girando en torno a la carrera de FKA Twigs: de ser una ‘extra’ más en una coreografía de un vídeo musical, ahora ella es quien ha tomado las riendas de sus deseos para ir más allá de lo posible.

La ambición que tiene Tahliah le dio un toque más personal a LP1, ya que no solamente se estancó en un mismo rincón repitiendo la misma fórmula para hacer evidente el amor que le tiene al pop y el R&B, sino que también jugó un poco más con los tonos etéreos de su voz en “Closer” y “Preface” para hacernos flotar a través de los ecos y los golpeteos que son emitidos por un MPC. Además, cabe mencionar que en LP1 contó con la ayuda de Dev Hynes de Blood Orange, Sampha y Arca, lo cual se hace muy evidente conforme nos vamos acercando al inevitable final de este debut con el que de nueva cuenta se vuelve a poner en alto el nombre de Young Turks y, para todos aquellos que aún no se habían encontrado con esta nueva oleada de artistas que están llevando el pop a terrenos más exquisitos como Kelela, LP1 es una impecable opción para irse sumergiendo en los prometedores paisajes de este universo que en la actualidad está siendo conquistado por FKA Twigs.

Noticias relacionadas

What’s new? 15 discos nuevos para el fin de semana

Llegó el momento de despedirnos de uno de los meses más intensos en cuanto a…

Proyección Perpetua: 5 discos cruciales para Fryturama

Fryturama es uno de los más grandes tesoros musicales que hemos escuchado en los últimos…

Playlist: Explorando los sonidos del cartel de Sónar Barcelona 2022

El 16 de junio tendremos el anhelado regreso de uno de nuestros festivales internacionales favoritos:…

Welcome To The Opera: Así son los DJ sets de Grimes

Grimes se está preparando para lanzar un nuevo álbum llamado Book 1, del que previamente estuvo presentando algunos adelantos tanto en sus redes sociales como en entrevistas donde cita a algunos de los artistas que tienen un lugar especial dentro de las canciones, tal es el caso de Eartheater y Anyma de Tale Of Us.

What’s new? 15 discos nuevos para el fin de semana

Mayo es uno los meses más emocionantes en cuanto a estrenos musicales, pues no solo…

Mercury Rev: Música para vivir en cámara lenta

Mercury Rev es una banda estadounidense que reside en Buffalo, Nueva York. Son considerados un gran referente de los sonidos psicodélicos, cinemáticos y oníricos de los 90, así como el desarrollo de la escena del shoegaze, dreampop, y similares. Con 30 años de trayectoria, y una gran cantidad de discos de estudio, destacan mucho obras como Deserter’s Songs (1998) o All Is Dream (2001), entre otras.
Volver arriba