Skip to content

COBERTURA

CocoRosie volvieron triunfantes al Teatro Blanquita

Por Ernesto Olvera / @Ernestime
Fotos Elizabeth Muñoz

CocoRosie tiene una magia muy particular. Puede que la mayoría de las veces sus conciertos estén compuestos de las mismas canciones o de los momentos predecibles como el solo de beatbox, pero siempre tienen un as bajo la manga con el que hacen que sus shows no sean un simple copy paste del anterior.

Las habilidades artísticas de las hermanas Casady son simplemente impresionantes, ya que no se limitan únicamente a la parte musical de CocoRosie, sino también a un asunto escénico con el que logran transmitir sin complicaciones lo que pasa en el momento dentro de su corazón. La idea del proyecto siempre ha tenido una tendencia orientada a un montaje teatral que de ley hacía que el Teatro Blanquita fuera el escenario perfecto para presentar su más reciente álbum titulado Heartache City.

Las emociones y su entrañable presencia embonan a la perfección con la peculiar nostalgia que suele brotar de canciones como «K-Hole», las cuales por lo regular son ejecutadas en directo con arreglos diferentes a las que aparecen en el disco. Naturalmente, lo presentado en el Teatro Blanquita estuvo estrictamente diseñado para adaptarse al formato del recinto y con ello ofrecernos un show bastante completo que, así como nos daban un paseo por su nueva producción con «Un Beso» y «Lost Girls», también terminaron por arrancarnos el corazón con la hermosa acústica de «Lemonade» y su excelente «Gravediggress».

La ejecución vocal de ambas y el siempre impresionante beatbox que traen es algo que hace que no nos cansemos nunca de verlas en nuestro país. Así vengan mil veces, su show siempre terminará dejándonos con un sentimiento al que nos aferraremos durante un buen rato por la energía y las emociones que derrochan sobre el escenario.

Relacionados

Volver arriba