Saltear al contenido principal

ENTREVISTA

Washed Out: Un romántico sin remedio

Por Karen Cosío

Con Washed Out me pasa siempre lo mismo, cada álbum me da una historia y un paraíso audiovisual que me remiten a un verano que si bien no he vivido, me dan ganas de vivir. En esta ocasión Purple Noon te lleva en un sensual viaje en velero por el mediterráneo, con tu crush de verano y Santorini de fondo. Ya sé, todo un sueño.

No sé si también les ha sucedido, pero debido al encierro y la falta de experiencias, mi mente viaja a lugares y recuerdos de un pasado que me dan la calma y felicidad que en estos tiempos hacen tanta falta, NOSTALGIA le llaman.  Ernest nos cuenta sobre ese lugar al que regresa y esos recuerdos que inspiraron y dieron toda la vibra en Purple Noon:

Para este álbum en particular mis memorias se van a mi verano pasado en Grecia. Estaba a la mitad del proceso del disco y me inspiré mucho en el mediterráneo y en películas que se filmaron en esa locación. Ir ahí fue muy mágico, tomé muchas fotos y videos que pude usar para el arte del disco. Hubieron tantos recuerdos de ese viaje que cuando regresé a casa a seguir escribiendo pude revisitar esos lugares en mi mente. Y eso es algo de lo que está sucediendo ahora, es un verano aburrido, he estado encerrado en este mismo cuarto por dos meses trabajando, entonces uno vuelve a ver ese material de aquel viaje y continúas haciendo música o lo que sea.

Purple Noon nos habla sobre el camino de una relación: desde de que te enamoras hasta que las cosas terminan; y aunque Greene se encuentra desde hace muchos años casado y con hermosos hijos, para escribir y hacer su música vuelve a esas experiencias del pasado e historias que le han pasado a sus amigos.

Sin pena a decirlo, me considero un romántico sin remedio y trato de canalizarlo en mi música. Muchos de los personajes sobre los que escribo en mis canciones en este álbum tienen esa vibra de poetas y ese romanticismo que puede ser decepcionante, porque si eres este tipo de persona idealizas la manera en la que ves el mundo o una situación romántica y muchas veces las cosas no funcionan igual en el mundo real. Eso es lo hermoso en la música y el arte (a diferencia de las relaciones) puedes hacerlo perfecto.

Con cada entrega Washed Out cura todo perfectamente y se asegura que todo encaje: el arte, la ropa, las letras de las canciones y los ritmos que forman un todo creando una atmósfera ideal como si se tratase de un universo paralelo.

El título del nuevo material tomó su nombre de una película de los 50, Purple Noon, cuyo remake de los 90 es la versión favorita de Ernest: “The Talented Mr. Ripley” cuya inspiración visual toma todo el sentido en el álbum con aquellos paisajes, colores y outfits. La historia habla de un joven millonario disfrutando de Italia y  * spoiler * un nuevo amigo que termina haciéndose pasar por él.

¿Si pudieras hacerte pasar por alguien a quién elegirías?

Podría ser alguien con mucho dinero como en la película aunque mi mente fácilmente elegiría a algún músico que me gusta mucho como John Coltrane, me encantaría saber qué se siente tocar de esa manera. Es una pregunta difícil tendré que pensarlo mejor.

Las escenas del velero en el mediterráneo fueron musas con todo un mood y delicia visual. Si decides hacer un viaje en velero, los must para llevar al estilo Ernest serían: bloqueador solar, buena música, comida increíble y alguien especial para compartir esos momentos. Yo me imagino zarpando con “Time to walk away” , en un momento apasionado con “Paralyzed”, contemplando el atardecer con “Game of Chance” y regresando a  tierra firme con “Haunt”.

La inspiración retro es innegable y para esta producción fueron pilares elementos como los sintetizadores en la canción “Drive” de The Cars (1984), la batería en “In the air tonight” de Phil Collins (1981) y todo el disco Love Deluxe de Sade (1992). En pocas palabras, música con la que muy probablemente nos hayan procreado a muchos de nosotros.  Y son estas texturas nostálgicas y eróticas que vuelven al disco material perfecto para escuchar encerrado en tu cuarto, justo como lo estamos haciendo forzosamente en estos tiempos pandémicos.

Y entonces ¿Si este encierro fuera un género sería, por sus características nostálgicas y tranquilas, chillwave? ¿Cuántos nuevos talentos o álbumes del también llamado bedroom pop inspirados tal vez por Purple Noon surgirán? Y antes de que me clave en más preguntas mejor salgo a pasear a los perros mientras escucho esta joya cargada de sensualidad para vivir aunque sea a través de la música, ese amor de verano que por este 2020 me quedaré con ganas de tener.

Relacionados

La Femme: El grupo de rock francés que niega el rock

“En Francia no hay bandas de rock”, sentencia Sasha Got, el guitarrista de una agrupación que ha sido catalogada como la banda de rock más famosa de ese país en la actualidad: La Femme.

Dark Celebration: Una iniciativa para impulsar el post-punk y darkwave hecho en México

La música que encuentra su refugio en la oscuridad ha crecido de forma importante en los últimos años en nuestro país, necesitando mejores condiciones y mayores espacios para poder resonar y expandir su sonido. Fue así que Ulises Ramos con Pure Underground Entertainment decidieron comenzar una serie de festivales con las bandas más importantes de esta escena, resultando en un éxito. 

The Horrors: nihilismo, pop y ruido

Cuando aparecieron en la escena musical, The Horrors demostraron ser algo fresco, muy diferente a lo que sonaba durante el 2006, con un estilo mucho más crudo. Su álbum debut, Strange House, estaba lleno de distorsión al ritmo de garage rock con tintes góticos.

Lorelle Meets The Obsolete en una conversación con Prismatic Shapes

Cuando uno mismo se encuentra sumergido en la industria musical es realmente fácil caer en lugares comunes como lo son la adrenalina por los efectos sonoros, el entusiasmo por la creación, el frenesí de tocar en vivo o la devoción chamánica del ritual en vivo. Todas estas emociones son pilares fundamentales del espectro musical pero existe un valor aún más importante en la ecuación, un valor intrínseco del cual solemos pasar de largo, el sentido de comunión.

Circuit des Yeux: sobreviviendo en el vacío

Por más de diez años, Haley Fohr ha explorado distintos sonidos bajo el nombre Circuit des Yeux, moviéndose libremente en el campo del folk experimental y demostrando su amplia versatilidad. Sin embargo, su racha creativa se vio pausada por varios meses después de entrar en depresión y experimentar algunas pérdidas en su vida.

Snail Mail: La vulnerabilidad que experimentamos al estar enamorados

Tres años después de lanzar su disco debut Lush (2018), Lindsey Jordan nos muestra su segundo álbum de estudio como Snail Mail. Valentine es un disco de actitud rebelde y de romance.
Volver arriba