Saltear al contenido principal

RESEÑA

Fading Frontier
Deerhunter
4AD
88%

Por José Carlos Martinez

Deerhunter es una banda que ha sufrido algunos pequeños cambios de estilo a lo largo de su carrera musical. Sus producciones anteriores fueron exploraciones sónicas de sub-géneros de música rock, que en su mayoría se mantienen unidos por un pegamento psicodélico que poco a poco le fue dando carácter a su esencia. Después de alcanzar el éxito en la segunda mitad de su carrera, principalmente con Halcyon Digest, lanzado en el 2010, con el cual lograron mostrar su sensibilidad con una combinación de melodías psicodélicas. Su último disco, Monomania, no fue lo esperado, ya que se separaron de la atmósfera que venían presentando para adentrarse a un sonido más ruidoso y que al final les beneficio de forma notable.

Fading Frontier es el retorno a la vieja escuela de la banda, pero con una tonalidad más divertida, digerible y sumamente accesible. Es interesante escuchar a Deerhunter haciendo lo que mejor saben hacer, sin sonar como si estuvieran complaciendo a sus seguidores más exigentes, volviendo a los viejos estilos. Si con Monomania sólo se empujaron a sí mismos hacia un género en el cual no estaban tan clavados, ahora con este nuevo material se dieron cuenta de dónde se encuentran sus verdaderos talentos, puliendo su sonido para moldear las ideas que previamente habían pasado por su mente logrando proyectar lo más profundo de su alma.

Algo característico de Fading Frontier, es que la voz de Bradford Cox no se filtra a través de los efectos que han caracterizado a la banda a lo largo de su travesía, que aunque todavía están ahí, ahora se muestran más ágiles y claros. Dichos efectos aparecen en múltiples ocasiones en la segunda parte del disco, por ejemplo en “Leather and Wood”, un tema que dura casi seis minutos, los fragmentos sonoros eléctricos son la base fundamental de la canción.

Algo notable de este álbum, es que en cada una de sus canciones la sutileza es algo fundamental, alcanzando por momentos estilos como el dream-pop y el shoegaze. Dentro de las nueve pistas hay temas como “Ad Astra”, en donde parecen abrazados a los sintetizadores de un modo similar al de Tame Impala; un sonido de apocalíptico que expone la belleza inquietante que ofrecen sin miedo a nada.

Puede que con Fading Frontier, Deerhunter esté en lo más alto de su carrera, colocándolos en lo más alto de lo que está ocurriendo en la actualidad. Aunque para muchos no sea un álbum logrado magistralmente, si es el mejor esfuerzo que la banda ha hecho hasta ahora y es sin duda un paso firme hacia la dirección correcta. Estamos frente a una producción con gran capacidad y calidad, en donde la instrumentación y la lírica tienen el mismo peso.

Relacionadas

7.5

No Hay Recuerdo Que No Se Apague (Binaural)

Edgar Mondragón

8.0

Mechanical Soul

Front Line Assembly

7.8

Heaux Tales

Jazmine Sullivan

7.0

Drunk Tank Pink

shame

8.2

DISCO 4 :: PART 1

HEALTH

7.0

American Head

The Flaming Lips

7.8

Whole New Mess

Angel Olsen

7.0

I Must Be Living Twice

Black Marble

8.5

Limerencia

Lila Tirando A Violeta

8.0

In Tongues

CNDSD

7.5

Deadbeat

Prismatic Shapes

70%

Nymbvs

Nymbvs

Volver arriba