Saltear al contenido principal

COBERTURA

Sigur Rós: Una celebración de clásicos y música nueva en el Teatro Metropólitan

Fotos Aidee Ro
Por Ernesto Olvera

Ya pasaron 5 años desde que Sigur Rós estuvo de visita en la Ciudad de México para presentarse en el Auditorio Nacional, dando una de las presentaciones más intensas que han ofrecido a lo largo de su carrera, pues en aquella ocasión fue su primer concierto en solitario luego de haberse presentado en el Corona Capital de 2013.

En aquel entonces sus visitas a nuestro país se sentían un poco atípicas, principalmente por lo sucedido en su paso por Guadalajara (Festival Colmena 2008) e incluso era un poco difícil imaginar que en algún momento de la vida tendrían la oportunidad de programar una gira más extensa por la república mexicana. Sin embargo, eso finalmente fue posible en vísperas del anuncio de su próximo material de larga duración.

Recordemos que Kveikur fue publicado en 2013 y en cierta manera era el reflejo del instante más oscuro, volcánico y demoledor de la banda, ya que incluso su montaje escénico se vio reforzado por una potencia sonora que convertía canciones como “E-bow” y “Popplagið” en torbellinos de poder.

Considerando que ya había pasado un tiempo considerable desde que salieron de gira (sin mencionar los cambios que se dieron en su interior), era de esperarse que el inicio de su gira mundial tuviera un trasfondo bastante especial por múltiples razones: la primera de ella es el regreso de Kjartan Sveinsson a su alineación; la otra el 20° aniversario de su clásico ( ) y el estreno de algunas canciones que aparecerán dentro de su próximo álbum.

Para empezar la banda fue rídiculamente puntual, pues en cuanto dieron las 20:30 hrs comenzaron a ejecutar las primeras notas de “Svefn-g-englar”, canción que no habían tocado desde 2013, para después seguirse de lleno con un corte del álbum Ágætis byrjun que curiosamente nunca habían tocado en vivo: “Rafmagnið búið”.

Desde este momento era más que evidente que la banda quería brindarnos un momento bastante intimo, cautivante y emocional en el Teatro Metropólitan, ya que la selección de canciones estuvo perfectamente calculada para complacer a los fans más apasionados que estuvieron esperando por un concierto de Sigur Rós desde hace 5 años.

Si bien el concierto estuvo plagado de clásicos que nunca pueden faltar en un concierto de la banda como “Untitled 1 (Vaka)”, lo realmente emocionante fue cuando después de interpretar dicha canción parecía que estarían tocando de forma consecutiva ( ) para celebrar sus dos décadas de vida, ya que de inmediato se siguieron con “Untitled 2 (Fyrsta)” y “Untitled 3 (Samskeyti)”. Sin embargo, en lugar de ir por ese cammino dieron a conocer una nueva canción que de momento es presentada como “Gold 2”.

Las primeras impresiones que dejan las tres canciones nuevas que figuraron en su set (“Gold 4” y “Angelus 4”), es que su sonido se está separando de la intensidad que plasmaron en Kveikur para hacer referencia a sus raíces con atmósferas de ensueño, ritmos semilentos y el particular canto de Jónsi; un patrón que sabemos nos va guiando poco a poco a sus explosivos climax y que justamente se aclimató con la estructura de “Fljótavík” y la siempre brillante “Heysátan” que, cabe mencionar, no habían tocado desde 2008.

Naturalmente todo puede pasar con Sigur Rós cuando entran y salen del estudio, por lo que en este momento solo podemos darnos una pequeña idea de los sonidos que han estado puliendo en conjunto y la dirección que estarán tomando en su siguiente material. Con todo eso en mente, sobra decir que su presentación en el Teatro Metropólitan estuvo cargada de una emoción muy particular que incluso nos hizo apreciar las libertades que le otorgaron al baterista con “Gong” y “Festival”.

A lo largo de casi tres horas de duración, Sigur Rós se encargó de recordarnos que su sonido no solamente pertenece a un género musical, sino que es una emoción diseñada únicamente para sentirse con el corazón mientras el inconfundible efecto de la guitarra nos absorbe por completo con “Sæglópur”, “Glósóli” y “Kveikur”.

Si exploramos a profundidad la lista de canciones que inauguró su gira mundial en nuestro país, es evidente que realmente fuimos afortunados de contar con una sólida retrospectiva de su carrera que no se enfocó directamente en un solo álbum (aunque ( ) tuvo mayor presencia por obvias razones), ya que el debut de su nuevo material y la presencia de “Ný batterí”, “E-Bow” y “Popplagið”, dejó al descubierto el magnífico vínculo que tiene Sigur Rós con México; algo que francamente vino a responder las preguntas que surgieron sobre su decisión de iniciar su gira en nuestro país.

Setlist

Svefn-g-englar
Rafmagnið búið
Ný batterí
Vaka
Fyrsta
Samskeyti
Gold 2 (nueva canción)
Dauðalagið
Fljótavík
Heysátan
———————-
Glósóli
Sæglópur
E-Bow
Gold 4 (nueva canción)
Angelus 4 (nueva canción)
Gong
Andvari
Festival
Kveikur
Popplagið

Relacionados

Human Tetris en el Lunario: “Pongan Post-Punk Ruso”

No existe momento más controversial para escuchar post-punk ruso que el que estamos viviendo ahora. La guerra entre Ucrania y Rusia que se desató a principios de este año ha impactado al mundo entero, incluyendo al mundo musical. Bandas de Ucrania como Jinjer se cuestionan su propia existencia, mientras que algunas de las integrantes de Pussy Riot han dicho que el presidente de su país es el siguiente Hitler.

Max e Iggor Cavalera celebran las raíces de Sepultura en el Circo Volador

Durante los últimos dos años Max e Iggor Cavalera han estado montando distintas giras donde le echan un vistazo al pasado con Sepultura, presentando tanto la gira Return Beneath Arise como Return To Roots, siendo esta última la que finalmente llegó a la Ciudad de México luego de habernos tenido en stand by por la contingencia sanitaria.

A Place To Bury Strangers: El mejor lugar para enterrar extraños es el Circo Volador

Han pasado más de 15 años desde que A Place to Bury Strangers empezó a producir caóticas ondas sonoras con toques góticos, de shoegaze y de noise. Desde entonces, han pasado cosas inconcebibles en la llamada “música subterránea”, pero sin importar cuántas bandas hayan nacido y creado nuevas maneras de acercarse a la música, el sonido, la esencia y el alma de APTBS sigue intacta.

Homeshake: una noche de ensueño en el Frontón México

El músico canadiense Peter Sagar se fue haciendo de una reputación bastante interesante en el mundo del bedroom pop después de incorporarse a la banda en vivo de Mac DeMarco, algo que lo fue conduciendo a darle una mayor exposición a su trabajo individual bajo el alias de Homeshake.

Crumb: La magia de la psicodelia atrapó la noche

¡Regresó Crumb a la CDMX y estuvo tan increíble como te lo imaginas! Después de un cambio de fecha por situaciones de salud, la banda estadounidense regresó a México este 13 de julio al Frontón México, como parte de una serie de conciertos realizados por Hipnosis.

Beach Fossils: una noche emocional en el Frontón México

Beach Fossils está lejos de ser una banda desconocida en nuestro país, pues en múltiples ocasiones hemos tenido la oportunidad de verlos sobre un escenario donde sin importar si es un espacio grande o pequeño, siempre se encargan de brindar presentaciones plagadas de energía que nos dan un recorrido a través de la evolución de su sonido.
Volver arriba